¿Los perfumes con feromonas aumentan la atracción sexual?

Por: || || Hora: 11:18 a.m..
perfumes, feromonas, aumentan, atraccion sexual, salud,
Foto: CuidatePlus - Marca

Los perfumes con feromonas son muy populares porque supuestamente mejoran el atractivo sexual de quien se rocía con ellos. “Aromas afrodisiacos que te hacen más deseable”, “estupenda estrategia de seducción que atrae al sexo masculino” o “una perfecta armonía entre sensaciones y olores que potencia el atractivo y la seducción de los hombres” son algunas de las frases que se emplean como reclamos publicitarios. 

Algunos de sus usuarios aseguran que les ayudan a ligar, mientras que otros no notan ningún efecto. ¿Sirven para algo o quienes experimentan algún cambio sucumben al poder de la sugestión?

Desde el punto de vista de la biología y la sexualidad, las preguntas clave son otras: ¿Qué son las feromonas?¿Cumplen las mismas funciones en los seres humanos que en el resto de las especies animales? Las feromonas son, según explica Carmen Agustín, neurobióloga de la Universidad de Valencia, “compuestos químicos que los animales liberan al exterior y producen en otros animales de la misma especie una reacción comportamental, hormonal o del desarrollo”. Un comportamiento que pueden inducir es la atracción sexual y un proceso hormonal que fomentan es la ovulación en las hembras.

Te interesa: 3 formas de mejorar tu salud con la alimentación

Resultados de la investigación en animales

El equipo de investigación de Agustín y otros grupos han demostrado estos efectos en animales, pero en humanos aún no hay nada firme. La principal dificultad para desentrañar el papel de las feromonas en las personas radica en que estamos sujetos a un aprendizaje social desde que nacemos, que impide discernir claramente qué aspectos de la sexualidad son biológicos y cuáles son un producto de nuestra cultura.

Pero las investigaciones de esta neurobióloga confirman otra diferencia fundamental entre otras especies animales y nosotros: nuestro sentido del olfato -a través del cual se perciben las feromonas- es muy distinto al de los roedores.

La científica resume los resultados de sus experimentos: “Lo que hicimos para asegurarnos de que estábamos trabajando con feromonas fue criar a hembras de ratón en ausencia total de machos adultos. Aislamos a las hembras desde su nacimiento y, de esa manera, solo tenían contacto con su madre”. Cuando esas hembras vírgenes en el sentido literal de la palabra, pero también químicamente vírgenes, se hicieron adultas, los investigadores recogieron la viruta (el serrín de las cajas de animalarios) en el que vivían los machos, que contenía su orina, sus heces y las secreciones de su piel; “en definitiva, el olor de macho”. Al ponerse en contacto con esa viruta, “las hembras que nunca habían olido, ni visto, ni tenido contacto con un macho tenían preferencia por ese olor frente al de otras hembras”.

Otro equipo de científicos demostró que la feromona que producía esa atracción innata es una proteína que el ratón excreta en la orina.

 

tags: